Pasta de calabacín con pesto de aguacate

La pasta de calabacín (el calabacín en tiras a modo de pasta) es una moda de internet, hijos del crudivorismo, dieta en la cual no se comen alimentos cocinados. Aunque de su origen han pasado a conocerse como una opción novedosa de sustitutivo de la pasta.  Los encuentro una opción la mar de sana que puede valer muy bien para evitar abusar de los carbohidratos, para introducir más verduras en tu dieta y porqué no para divertirte con algo nuevo.
 
En alguna superficie bien conocida en España podemos encontrarlos ya cortados listos para aliñar y comer, pero francamente viendo el precio y sabiendo lo fáciles que son de hacer no merece la pena comprarlos ya preparados. (por no hablar del gasto inútil en plástico que genera comprarlos así) 
Por último lo considero una opción muy refrescante para los calores que nos acechan últimamente. A continuación te cuento como prepararlos y en esta ocasión con una salsa al pesto con aguacate. Esta receta es tan sabrosa, ligera y facilisima de hacer, que no me explico como no se me ocurrió antes. 

Espagueti de calabacín

RECETA PASTA DE CALABACÍN CON PESTO DE AGUACATE

 

INGREDIENTES PARA LA PASTA DE CALABACÍN

  • 1 calabacín pequeño por persona o uno grande para dos.
  • cortador de juliana o un pelador de patatas. 

PREPARACIÓN

Lava bien los calabacines y quitale las partes que veas feas en la piel. Puedes pelarlos completamente, pero a mí me gusta dejar un poco de la piel para el contraste de color. 
Si tienes pelador de juliana (que es igual que un pelador de patatas pero lleva dientes) te saldrán tiras finas tipo espaguetis, pero si no tienes, puedes hacer tiras más anchas con el pelador de patatas y te quedarán tipo tallarín. 
 
Se trata de ir pasando el pelador o cortador de juliana a lo largo del calabacín para conseguir tu «pasta vegetal»
Una vez llegues al corazón del calabacín que es donde están las semillas notarás que te cuesta más y la pasta se te rompe. Te recomiendo que no sigas y dejes el corazón del calabacín para otra receta (un pisto por ejemplo).
 
Estos espaguetis de calabacín se pueden comer perfectamente crudos, no es necesario cocinarlos, pero si te apetece o no tienes mucha costumbre de comer mucha verdura, para facilitar su digestión puedes saltearlos en una sartén con un poco de aceite y sal (importante si decides hacerlo, que no te pases para evitar que queden blandorros)
 

INGREDIENTES PARA EL PESTO DE AGUACATE

  • 1 chupito de aceite de oliva virgen por persona
  • un puñado de albahaca fresca
  • 1 diente de ajo
  • 1 aguacate o 2 si son muy pequeños
  • 1 puñado de nueces peladas
  • grana padano o parmiggiano reggiano
  • sal
 

PREPARACIÓN:

 
En un recipiente para batidora mete el aceite, la sal, la albahaca picada, el ajo sin el germen para evitar que repita, el aguacate troceado y la mitad de las nueces peladas troceadas. 
Tritura hasta conseguir una pasta homogénea. Si tu aguacate es muy grande puede que necesites ajustar de aceite para que quede más suelta la salsa y no demasiado espesa, es mejor ir echando poco a poco y ver como se va comportando. 
 

espaguetis de calabacín

PREPARACIÓN DEL PLATO: 

 
En el recipiente donde tengas la pasta de calabacín reservada, mezcla bien con la salsa. 
Sirve en un bonito plato o bol y acompaña de un buen puñado de grana padano o parmiggiano y el resto de las nueces picadas. 
 
 
Ya me contarás qué te parece esta delicia.  Quedan genial acompañados de un vaso de vino blanco bien fresquito 😉
C O M P Á R T E L O

Deja un comentario